Aire Libre / Rosario

AIRE LIBRE

Rosario

TODO LO QUE QUERÍA SABER DE AIRE LIBRE
y se dormía antes de que terminaran de contarle.

* Primera parte: Así empezamos
. Comunicar para transformar
. El proyecto se consolida

* Segunda parte: Nuestra casa
. Centro de Comunicación, Educación y Biblioteca Popular

Un poco de historia, primera parte:
Así empezamos.

Mil novecientos ochenta y ocho amanecía, y Argentina comenzaba a arder con las primeras chispas de la hiperinflación, la creciente deuda externa, militares genocidas perdonados por las leyes de obediencia debida y punto final, paros generales, medios de comunicación cada vez en menos manos, y por una sociedad ronca pero que ya empezaba a gritar basta.

Yo recuerdo que en aquella época muchos participábamos en lugares disímiles, por ejemplo, en sindicatos, en los barrios, en organizaciones estudiantiles, y de alguna manera todos nos conocíamos. Eso es muy particular en nuestra ciudad. “Ah, yo conozco a fulano que es amigo de, ah, yo conozco a aquel otro que está en el centro comunitario…”, todos estábamos, a través de conocidos, sabiendo que en los barrios estaban pasando cosas, y que no estaban saliendo en los medios.

Creo que eso impulsó a la gente que estábamos trabajando cerca para preguntarnos: ¿Che, por que ellos tienen los medios y nosotros no? ¿No tendremos la posibilidad de hacer algo para decir lo que pensamos, y por lo que estamos peleando todos los días cara a cara, vecino a vecino, decirlo para mucha más gente? Era una necesidad.

Cuando nos juntamos, éramos de organizaciones barriales, populares, comunitarias. Nos juntamos y empezamos a discutir este tema, este problema, de la falta de un lugar, un canal donde nos podíamos expresar. Y vimos que era posible, a partir de las experiencias que ya habíamos visto, poner una radio en el barrio. En las primeras discusiones nos planteábamos: “Bueno, qué hacemos, ¿ponemos una radio en cada organización o ponemos una radio entre todas las organizaciones que estamos participando?”
Sigue leyendo